• belleza,  salud

    Sin quirófano

    Le explicamos qué medidas tomar para que su busto no decaiga (e incluso suba), sin rascarse demasiado el bolsillo ni pasar por el mal trago de la anestesia, ya sean aviones o el busto femenino. “Hay que ser realista: salvo en quirófano, el pecho no se puede subir. Tonificar, darle un mejor aspecto y evitar que se desplome, sí, pero que tienda al cielo, no”, zanja rotunda Natalia de la Vega, directora del centro de estética Tacha.  Cada época tiene su obsesión. En la Edad Media a los alquimistas les daba por sacar oro de cualquier pedrusco que se cruzara en su camino. En nuestro tiempo, nos empecinamos en hacer…